x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscar ...
Asis. Varios templos

Iniciamos en la Piazza del Comune, nuestra visita vespertina por Asís. Y nos acercamos a la Casa Natal de San Francisco, sobre la que se alza la llamada Iglesia Nueva, del siglo XVII, sobre cuyo pórtico se inscribe una frase en latín "La casa de los padres de Francisco se convirtió en templo de Dios, mientras que la prisión donde su padre lo encerró es aún visible". En la plaza frente al templo una escultura en bronce de Bernardone y Pica, los padres de Francisco.

Pero aunque la principal referencia de Asís sea San Francisco, no podemos olvidarnos de Santa Clara de Asís, seguidora fiel de san Francisco, con el que fundó la segunda orden franciscana o de hermanas clarisas. Cuando Clara tenía 18 años, San Francisco acudió a la iglesia de San Giorgio de Asís para predicar durante la Cuaresma. Clara, después de escucharlo, sintió en su interior una llama que encendió su corazón y pronto le hizo suplicar a San Francisco que la ayudara a vivir también “según el modo del Santo Evangelio”.

Nos dirigimos a la Basílica de Santa Clara, templo gótico-umbriano del siglo XIII, donde reposan los restos de la santa, así como los de sus hermanas santa Inés y la beata Beatriz, y su madre la beata Ortolana. Todas ellas fueron monjas del monasterio de San Damián. La fachada, aunque desnuda, posee una singular armonía con listas de piedra blanca y roja del Subasio. En el interior, de una sola nave, lo más buscado, en la capilla de San Jorge, es el precioso Crucifijo del siglo XII, que habló a San Francisco. Si observamos al Cristo, lo vemos crucificado pero de pie, vivo y con los ojos abiertos, lo que significa que ha vencido a la muerte. En el transepto izquierdo, resplandece en la pared un delicadísimo Nacimiento (S.XIV), de autor anónimo al que se conoce como "Maestro de la Natividad de Sta. Clara". En el trasepto derecho encontramos la Tabla con "Santa Clara y episodios de su vida" que me encantó. Son obra de un desconocido Maestro Umbro. Colgado sobre el altar destaca otro gran Crucifijo moldurado. Pero esta vez, Cristo se representa muerto, con el cuerpo dramáticamente arqueado. Otras obras de arte hacen de la visita una auténtica delicia.

Nuestra siguente visita es al Duomo o Catedral de San Rufino, dedicada al santo patrón de la ciudad, Rufino de Asís, que convirtió la ciudad al cristianismo en el siglo III. De estilo románico, la fachada es obra de Juan de Gubbio. El interior, modificado en el siglo XVI, contiene la pila bautismal de San Francisco y Santa Clara. Destacan los altares y los enormes pilares que sostienen la bóveda. En el suelo y a través de unos paneles de vidrio transparente vemos las ruinas de la antigua iglesia sobre la que se proyectó la catedral actual. En el museo se pueden ver una serie de frescos de los siglos XII y XIII, varios cuadros y una pequeña colección arquitectónica. En la cripta un sarcófago romano del siglo III con las reliquias de san Rufino.

No hay tiempo para más, aunque Asís bien lo merecería, pues hay otros muchos lugares para visitar. Marchamos hacia Roma.

Imagen propia: Basílica de Santa Clara de Asís

031
Última foto del fotolog de violemivi
A violemivi le gusta esto · El 18/10/2019 a las 10:59

Última foto del fotolog de Emmadivine
A Emmadivine le gusta esto · El 18/10/2019 a las 15:01

Última foto del fotolog de maravillas10
A maravillas10 le gusta esto · El 18/10/2019 a las 21:15

Última foto del fotolog de maravillas10
maravillas10 · El 18/10/2019 a las 21:19

Impresionante todo lo que hay artístico en Asís. Me gusta mucho la foto que pones de la Basílica de Santa Claras, y con esa fachada tan aparentemente sencilla porque como muchas iglesias de Florencia guarda sus auténticos tesoros en su interior.

Qué pena que no pongas más cosas de esta ciudad...quizá porque yo no la conozco y aprendo mucho de tus fotos y de tus explicaciones.

Un abrazo y feliz velada.