x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscar ...
El Soñador

 La Vida de José

Descifrando

 El Sueño de Dios

Los hermanos de José lo llamaron el soñador.


Génesis 37:19: Y dijeron el uno al otro: He aquí viene el soñador.


Jacob y Faraón estaban más cerca de la verdad. José no estaba viviendo en un sueño. Lo estaba desenredando en su experiencia profunda   descifrado  la vida misma del sueño.


Éxodo 1:5: Todas las personas que le nacieron a Jacob fueron setenta. Y José estaba en Egipto.

El sueño es el mundo de los negocios humanos, un lío de opuestos incongruentes en total discordia, aparentemente vacíos de significado.

Los hermanos de José se retiraron del sueño a la quietud del pasto y al cielo estrellado. Se burlaron de José, que parecía obsesionado con contar, administrar y organizar todo lo que le rodeaba, ya fuera en la casa de su padre, en la hacienda de Potifar , en una mazmorra egipcia o como virrey de Egipto no importando la situación.

Pero en verdad, José estaba más allá del sueño.

Mucho más allá, pudo imaginar todas sus partes dispares en armonía, como un mosaico de muchos colores en una sola prenda disfrutaba su integridad.

Mucho más allá, no necesitaba huir del sueño, porque sabía que no podía hacerle daño.

Mucho más allá, era capaz de entrar en la confusión del sueño sin perder la visión, reorganizando sus partes desde adentro comprendía todas su partes desde afuera.

Hoy, todos somos José. Debemos reorganizar y comprender el sueño desde adentro y dejar que la vida de Dios sea la protagonista.

Al entrar en el sueño cada día, hágalo con un propósito inspirado en la palabra profética: descubrir a Dios en todos sus caminos y hacer de este mundo un campo de entrenamiento para disfrutar su plenitud.


Génesis 39:2: Mas Jehová estaba con José, y fue varón próspero; y estaba en la casa de su amo el egipcio.



Aférrate a la sabiduría de la palabra que has aprendido en sus mandamientos y  cumpla su mision en integrar su espíritu a nuestra vida.La fidelidad y la confianza en la palabra de Dios Son herramientas para conocer los muchos colores de la humanidad en una experiencia hermosa donde aprendemos y crecemos personalmente del sueño de Dios

Disfruta el sueño desde adentro conociendo todas sus partes desde afuera donde el proposito y la voluntad de Dios cumplira nuestro sueño.


Génesis 45:7: Y Dios me envió delante de vosotros, para preservaros posteridad sobre la tierra, y para daros vida por medio de gran liberación.

 

 Emágenes

000
Deja ahora tu comentario...
ó conectate a miarroba y comenta con tu usuario
1000