x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscar ...

Un tesoro en Navafría.

 

   Cuando el señor Gaudencio, casado con la señora Antonia en segundas nupcias, recibió la noticia del nacimiento de su hija Pilar, se volvió loco de alegría y decidió que el fruto de todos sus esfuerzos y duros trabajos fuese sólo para ella.

   El era el primero en ponerse al frente de sus obreros y darle al pico para hacer el canal que, cogiendo las aguas del Cega, allí arriba en la montaña, las llevase a través del Bosque con buena fuerza de caída para mover las dos turbinas, que en La Casa de la Luz producirían electricidad para Navafría y los pueblos de su entorno.

   ¡Cuántos trabajos soportando hielos y calores!

   Pero… se llevó la sorpresa de su vida cuando su hija Pilar le comunicó, cuando él ya había enviudado, su intención de hacerse monja de la orden de las Jesuitinas, donde se había educado.

   No quiso luchar contra su vocación porque veía en ella la felicidad de su única hija, pero tenía el temor de que la orden la enviase a un convento lejos de él, por eso decidió regalar, como dote, un convento a las Jesuitinas allí, en Navafría, junto a La Casa de la Luz.


   Y aquí viene lo del tesoro.

   Era el año 1962 cuando el camión del señor Nicolás García trajo de Segovia una gran piedra granítica en forma de cubo con una oquedad menor, pero también cúbica, en una de sus caras.

   Estaba destinada a ser la “primera piedra” del convento parea las Jesuitinas mandado construir a la cuadrilla de los Nicomedes por el señor Gaudencio, que por aquella época era alcalde de Turégano.

   Acudieron el Sr. Obispo y otras autoridades civiles y religiosas al acto de poner la primera piedra y el Sr. Gaudencio, colocó, en la oquedad de la piedra, El Adelantado de Segovia de esa fecha y una pieza de cada clase de monedas y billetes de las que tenían curso legal en ese año de 1962.

   Y allí quedó el “tesoro" en la piedra angular de la capilla.

   Para avanzar en la construcción, él mismo iba con la moto a Segovia a encargar y pagar los materiales.

   En uno de esos viajes, el último, iba acompañado por el señor Darío, a la sazón encargado de La Casa de la Luz cuando sufrieron un accidente en el que murió Gaudencio. Dario salió ileso.

   El convento se terminó y el tesoro allí quedó.

   La hija monja Pilar, que se encargó de hacer cumplir la voluntad de su padre, falleció en el año 2014 ó en 2015. Eso no lo tengo claro porque mi informador no lo recordaba muy bien.

 

Mis agradecimientos a Luis (Nocomedes), que trabajó allí con su familia, a Martín Berzal y Ángel Moreno (Angelete) por compartir conmigo sus recuerdos.

¡ Sé feliz!

 Escucha cada día Radio Navafría mía:

  https://www.radionomy.com/es/radio/radio-navafriamia-/index


 

013
Última foto del fotolog de violemivi
A violemivi le gusta esto · El 16/10/2017 a las 10:41

Última foto del fotolog de corremundos
corremundos · El 17/10/2017 a las 00:27

¡Hola Pablo!

Una historia conmovedora. Un gran amor de padre el de Gaudencio, que se esforzó por colmar de felicidad a su hija.

Saludos.

Última foto del fotolog de parori1965
parori1965 · El 21/10/2017 a las 17:23

Así fue, Fernan

Última foto del fotolog de violemivi
violemivi · El 26/10/2017 a las 11:13

Amigo @parori1965
Que tal todo?? espero que bien por allá. Me he alegrado de leer tu mensaje!!! Gracias y un besito.
Feliz jueves!!!

Deja ahora tu comentario...
ó conectate a miarroba y comenta con tu usuario
1000