x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscar ...
De granujas

"-Los embaucadores y timadores dominan el mundo. Los granujas detentan el poder. ¿Y sabes porqué?

- Dime, Maestro. Soy todo oidos.

-Porque son más insaciables que nosotros. Porque saben lo que quieren. Porque creen en la vida más que nosotros(fragmento de "Brooklyn Follies" de Paul Auster)

Leyendo esta mañana "Brooklyn follies" me he encontrado con este curioso fragmento, que me ha hecho pensar. ¿Los granujas detentan el poder? .....

Y lo peor es que creo que es totalmente cierto. Los partidos políticos son organizaciones donde medran los trepas, aquellos que posiblemente no saben hacer una "o" con  un canuto, pero saben bailarle el agua a los de arriba hasta que los de arriba sean ellos. Aquellos que nunca ven las golferías de los suyos, porque ellos están en el mismo barco. Aquellos con una verborrea preciosa, aunque más falsa que un duro sevillano. En fin, así nos va ...

Otros son simplemente granujas de medio pelo, como el personaje que protagoniza Bud Spencer en la película "Dos granujas en el Oeste", un spaghetti western que dirigió Michele Lupo en 1981 y en que se hace pasar por médico y hasta consigue curar al paciente.

001
Ardilla Roja

Avanza la primavera y en nuestras salidas a la naturaleza, no es extraño ver alguna ardilla roja o ardilla común (sciurus vulgaris), que es una especie bastante extendida por los bosques de coníferas de toda Europa. 

Tal le ocurrió a John McRobbie, el autor de esta imagen, cuando comprobó como una mamá ardilla sostenía en la boca a su cría, mientras la transportaba a un lugar seguro. Y así la llevó hasta el agujero de un árbol en el que  pudieran descansar lejos de los depredadores.

La ardilla roja, desarrolla su actividad durante el día buscando y consumiendo frutos y semillas, sobre todo piñones. También consume hongos, caracoles y larvas de insectos. No hiberna, sino que se mantiene activa consumiendo lo que ha ido almacenando durante la época de producción.

Entre sus depredadores en España fuguran las aves rapaces como el azor, águila perdicera, águila imperial ibérica, aguililla calzada, búho real, culebrera Europea, águila real o mamíferos como  el gato montés, gato asilvestrado y marta.

Imagen: Cordon Press / John McRobbie

047
Lector de tabaquería

"En cuanto a vos, Morrel, he aquí el secreto de mi conducta. No hay ventura ni desgracia en el mundo, sino la comparación de un estado con otro, he ahí todo. Sólo el que ha experimentado el colmo del infortunio puede sentir la felicidad suprema. Es preciso haber querido morir, amigo mío, para saber cuan buena y hermosa es la vida. Vivid, pues, y sed dichosos, hijos queridos de mi corazón, y no olvidéis nunca que hasta el día en que Dios se digne descifrar el porvenir al hombre, toda la sabiduría humana estará resumida en dos palabras: ¡Confiar y esperar! " (Fragmento de "El Conde de Montecristo" de Alejandro Dumas).

Hacia 1865 nació en la isla de Cuba un nuevo oficio: el de lector de tabaquería. Su objetivo era aliviar las largas y aburridas jornadas de cortadores y torcedores e igual con el despalillo. El lector había de ser una persona culta con voz clara, pronunciación correcta, y que supiera dar la tonalidad necesaria a los libros. Lecturas clásicas como la referida de Dumas (de ahí surgió la conocida marca de tabaco "Montecristo"), el "Quijote" de Cervantes o “Los miserables” de Victor Hugo se convirtieron el lecturas frecuentes a las que han ido sumándose títulos como “El coronel no tiene quien le escriba”, de Gabriel García Márquez; “El hombre que amaba los perros” o “La cola de la serpiente” de Leonardo Padura.

No solo se leen libros, también se lee el periódico, el estado del tiempo o se recuerda el cumpleaños de alguno y hasta se informa del menú que se servirá ese día en el comedor obrero. Era tradición que si los trabajadores quedaban satisfechos con la lectura hicieran sonar contra las mesas sus chavetas (cuchillas planas de metal para cortar las hojas de tabaco), y que las lanzaran al piso si quedaban insatisfechos.

Cuando tantos oficios desaparecen, es gratificante conocer que el lector de tabaquería, permanece y tras su reconocimiento en 2012 como Patrimonio de Cuba aspira a que sea incluido por la UNESCO en su lista de Patrimonio Intangible de la Humanidad.

Imagen de internet.

024
Bando de la Huerta en Mula

Hemos hecho pausa de fin de semana, para aceptar la invitación de conocer las fiestas de San Isidro en Mula y más concretamente el Bando de la Huerta, que tuvo lugar el pasado sábado. 


Mula, situada siete leguas de Murcia (35 kms), en un fértil valle, cuenta actualmente con una población de 17.000 habitantes y en ella podemos ver palacios y monumentos que certifican una riqueza que el Marques de los Vélez, trató de asegurarse para sí, frente a la población, erigiendo un imponente Castillo, magnífica obra de sillería del siglo XVI, que desde la altura domina toda la vega, erigiéndose en símbolo de la localidad.


El Bando de la Huerta se celebra tradicionalmente el sábado anterior a la festividad de San Isidro. Si por la mañana se celebró la Procesión del Santo, por la tarde asistimos al desfile de carrozas que emulan barracas y construcciones típicas de la huerta, recorriendo las calles más céntricas de Mula. Participan miles de muleños y muleñas vestidos con trajes que evocan la tradición huertana, repartiendo embutidos, bocadillos, vino, refrescos o cerveza a vecinos y visitantes, mientras la música ameniza la fiesta. Terminado el desfile, el ambiente se traslada al Parque Cristóbal Gabarrón, donde se instalan decenas de carpas de la distintas peñas y la música y la alegría durarán hasta altas horas de la madrugada.


Sin duda una fiesta colorista y participativa, que se suma a otras fiestas conocidas como  los atronadores Tambores de Semana Santa o la feria de Septembre en honor del Niño Jesús de Balate.

044
Calblanque

Las monedas tienen dos caras y si ayer nos lamentábamos del estado próximo al colapso del Mar Menor, hoy nos movemos apenas cuatro o cinco kilómetros para llegar a las playas de Calblanque.

El diario "The Guardian", uno de los medios de referencia británicos y el tercer periódico online más leído del mundo ha seleccionado estas playas cartageneras entre las cuarenta mejores de Europa. Hablamos  de unas playas vírgenes situadas en el Parque Regional de Calblanque, Monte de las Cenizas y Peña del Águila. El diario se fija en esta circunstancia y  habla también de los "senderos de tierra que serpentean a través de áridas laderas", así como su vida salvaje con tortugas marinas, tejones, zorros y flamencos, recomendando la práctica de buceo.

Además de los que señala en diario británico, podemos ver conejos y garduñas o aves como el halcón peregrino, el búho real o el águila perdicera. Entre su flora destaca como endemismo la presencia de la joya botánica del parque, la sabina mora o ciprés de Cartagena (Tetraclinis articulata), reliquia vegetal de la era terciaria. Además palmitos, cornicales, pino carrasco, higueras, algarrobos ..... Durante la época estival, el acceso de vehículos está restringido, existiendo un servicio de autobús desde el aparcamiento a la franja litoral.

En la lista de "The Guardian", que no asigna un orden concreto a las playas, destaca otras cinco en España: Ses Illetes en Formentera, Torimbia en Asturias, Carnota en La Coruña, Cala Trebalúger en Menorca y Sopelana en Vizcaya. Destaca el tabloide británico también playas de Grecia, Alemania, Irlanda, Holanda, Montenegro, Portugal, Francia, Turquía, Italia, Croacia y Albania.

Imagen de internet: litoral de Calblanque

066